Atención, abrir en una nueva ventana. PDFImprimirE-mail

 
Fuentes, calles y monumentos
 

Resumen Noticioso

Monumento a La Loba

 
Municipalidad de Guatemala
Conde Fosco Aloise inaugura el monumento, 1961.

Ciudad de Guatemala, octubre 2010/

 

El Imparcial, 19 de junio de 1961. p. 1-14.
Un trozo de la Roma Eterna
Columna y Loba bajo flamear de banderas.
Amistad Ítalo-Guatemalteca se sella más.

 

Ayer al mediodía, bajo el flamear de las banderas de Guatemala, Italia y de Santiago de los Caballeros de Guatemala, en presencia de las altas autoridades civiles del gobierno y del ayuntamiento y con las solemnes palabras del embajador conde Folco Aloisi de Larderel: “En nombre de la Honorable corporación municipal de Guatemala y por designación del señor alcalde doctor Luis Fernando Galich, declaro solemnemente inaugurada la Plaza de Italia”, quedó incorporado a la moderna Guatemala de la Asunción, un trozo de la Roma eterna, como uno de los actos más trascendentales de la Semana Italiana que se desarrolla actualmente por iniciativa del Centro de Acción Latina, y el Comité de la Semana Italiana con la colaboración de autoridades guatemaltecas.

 

El Imparcial, 21 junio de 1961. p 3-13
De la Semana Italiana:
Las palomas de San Marcos

Por Jorge Ibarra

 

Dedicado muy atentamente a la Señora Condesa doña María Guicciardini de Aloisi, presidenta honoraria del Comité Colombófilo  Plaza Italia.

 


“Huéspedes fugitivos que sólo permanecen en el alojamiento que se les ofrece mientras les place y hallan alimentos abundantes, morada agradable y todas las comodidades y bienestar que hacen apacible la vida.” Cuvier, naturlista.

 


El 15 de mayo último expresamos públicamente en la primera plana de este periódico, nuestro agradecimiento por el privilegio que se le había concedido a la Asociación Centroamericana de Historia Natural al invitársele para colaborar con la iniciativa de fundar en esta ciudad capital un comité a fin de darles protección a 12 colúmbidos donados gentilmente por el ingeniero Favoretto Fisca, alcalde de Venecia, Italia.

 

Municipalidad de Guatemala
Inauguración del monumento en 1961.


“La hermosa iniciativa de la embajada italiana –expresamos en brevísimo discurso frente a la plaza bautizada con el nombre del bello país europeo– está impregnada de religiosos simbolismos, por cuanto la historia del cristianismo nos refiere que doce colúmbidos colocados sobre una cruz significan la presencia de los doce apóstoles y San Paulino dice que este mismo número de palomas que rodean la parte alta de una cruz significan que el “reino de Dios está abierto a las gentes humildes, contribuyendo asimismo, a las representación de las personas que han logrado regenerarse por medio de progresivas inmersiones en las aguas bautismales cuando dichas aves se aproximan a los estanques de aguas cristalinas a saciar la sed, después de un largo y presuroso viaje, tal cual lo hace figurar la ciencia arqueológica al descubrirse en Ravena –en el siglo V– un mosaico de colores firmes. Desciende el número de las especies de colúmbidos en sus diversos significados, al localizarse dos palomas en el sarcófago de San Ambrosio de Milán que humedecen sus endebles picos en un cáliz que es designado el sacramento de la Eucaristía. En el arte del cristianismo en sus primeros años, la paloma era el símbolo de paz y de la virginidad de la virgen María.

 

No se escapa de la mitología la presencia de las palomas y son consideradas como símbolos de candor e inocencia, virtudes que la enaltecen para ser consagradas a Venus.

 

No cabe duda que las palomas figuran como las aves de mayor importancia en todo el mundo y todos los pueblos ven con simpatía a estas aves cuyo común antepasado es la especie denominada corrientemente “paloma zurita” y clasificada con el nombre científico de Columba livia, ave que antiguamente construía sus nidos en las rodas por lo que en inglés fue conocida por el nombre de Blue Rock Pigeon.

 

Acerca de la domesticidad de estas especies se tiene la primera noticia hace unos tres mil años antes de Jesucristo, durante la cuarta dinastía egipcia y parece ser que era alimento codiciado ya que figuraba en las listas de platos exquisitos.

 

Municipalidad de Guatemala
Columna y La Loba, un trozo de Roma en Guatemala.

 

La Columba livia dio origen –después de innumerables procesos de selección– a una gran variedad de palomas domésticas y el naturalista Cuvier da una apreciable cantidad de nombres, entre los que se mencionan “paloma buchona” llamada así por la facultad de hincar el buche desmesuradamente. Empero, las más conocidas son, además de la ya citada, la “paloma monjil”, la “colipava”, la “dragona”, etcétera, siendo la más notable de todas, por su extraordinaria facultad de orientación la “mensajera”, ejemplar obtenido mediante una cuidadosa selección. Su notable instinto de orientación se conoció por primera vez en 1150 al establecerse un sistema de correos en Bagdad que fue destruido en 1258 por los mongoles.

 

Estos últimos especímenes desarrollan intenso servicio de correos durante la revolución francesa y algunos reciben reconocimiento público a ser condecorados por los patrióticos servicios prestados a Francia. Y no pasan inadvertidos los románticos servicios que prestan, ya que pasan a ser portadoras de amorosos mensajes.

 

A principios del siglo pasado se inician formales registros para apurar las distancias que recorren estos famosos colúmbidos, lo que contribuyó al origen del deporte del vuelo de palomas y en 1818 los belgas se empeñan en seguir las rutas de las mismas hasta coronar con el éxito que dio como resultado el largo recorrido de cien millas, contemplándose en seguida los primeros vuelos de París a Lieja y de Londres a Bélgica.

 
 
Lecturas: 8247